Entérate

Ecuador en peligro = El planeta en peligro

Ecuador, el primer país del mundo en incluir los derechos de la Naturaleza en su constitución, es también el país donde tuvo lugar el peor derrame de petróleo en la historia de la amazonía. Ahora se han otorgado concesiones mineras sobre el 14% del territorio Ecuatoriano, en su mayoría sobre ecosistemas frágiles, reservas naturales, bosques protectores, fuentes de agua y territorios indígenas. Esto equivale a una declaración de guerra contra el sistema de soporte vital del país y del planeta. Por eso, si vives en Ecuador y te gusta beber agua o respirar aire, actúa. Lee y firma esta petición, que podría salvarte la vida.
Suena familiar.
Recientemente, el gobierno ecuatoriano anunció una nueva ola de concesiones mineras que abren el 14% de todo el territorio a la exploración de metales como el oro y el cobre. Lee nuestro informe resumido sobre la aceleración actual de la actividad minera.
La historia se repite
La apertura del país a la minería industrial es solo el último capítulo de una larga historia de explotación en Ecuador: conquista española y dominio colonial, diezmamiento de la población indígena y esclavitud bajo el sistema de haciendas feudales, destrucción de las selvas tropicales costeras de Ecuador por tala y agricultura industrial, el boom petrolero y la severa contaminación en la Amazonía ecuatoriana conocida internacionalmente en el caso Chevron-Texaco, entre otros.
Sorpresa: las industrias de extracción destruyen los ecosistemas.
Y a estas reservas forestales protegidas, las más biodiversas del planeta, se les niega su estado de protección.
No es un buen momento para ser indígena.
La región amazónica ecuatoriana es el blanco de muchas concesiones mineras y petroleras. Los más afectados han sido los Shuar y otros pueblos indígenas y comunidades rurales.
Minar es malo. No minar, es bueno.
Las industrias extractivas tienen graves consecuencias ecológicas, sociales y económicas a largo plazo. Esto contrasta con los reclamos de las compañías mineras y los funcionarios gubernamentales que prometen grandes recompensas e impactos mínimos. Aquí una revisión de los efectos documentados de la minería.
Es solamente nuestro futuro el que está en juego
El caos climático y la ciencia sugieren que nos dirigimos al colapso de los sistemas naturales. Nuestra única opción viable es implementar rápidamente alternativas que ayuden a sanar, en lugar de destruir nuestro planeta. El desarrollo de una economía regenerativa basada en la biodiversidad y la energía renovable es ahora totalmente viable. Entonces, hagámoslo.
Actúa
Ciudadanos del mundo
Dile al gobierno de Ecuador que escuche a su gente y prohíba la minería en ecosistemas vitales.
Actúa
Ecuatorianos
Exijamos que nuestro gobierno prohíba la minería en ecosistemas vitales.
Dona a la causa

Síguenos

Sigue la campaña en las redes sociales

Actualizaciones

Recibir actualizaciones por correo electrónico
© 2017. Todos los derechos reservados.